12 mayo 2016

Diligencia de inspección sobre derrumbe (el tercero) en una (presunta) Sala de vistas


En Valencia, Ciudad de la Justicia, siendo las 13.05 horas del día de la fecha (o sea del día 11 de mayo del año 2016) y reconstituidos en la Sala de vistas y en audiencia pública la Magistrado-Juez titular de este Juzgado y el Letrado de la Administración de Justicia que suscribe, advierten después de finalizar un juicio ordinario y mientras los letrados de las partes abandonaban el archivo del Juzgado -que se dedica a Sala de Vistas porque en teoría esa es su función y, por algún indicio más como la existencia de diferentes micrófonos, una cámara que no tiene las características de las que se emplean para la vigilancia de las instalaciones, un ordenador y diferente mobiliario que no suele encontrarse en los archivos de ninguna administración, empresa o particular que archive algo- una especie de brevísimo estruendo, seguido de alguna exclamación de sorpresa emitida por un sujeto no identificado.

Por la proximidad al lugar de los hechos y antes de dar noticia a la dotación de la Guardia Civil presente en el edificio, la Magistrado-Juez ha acordado una diligencia de inspección ocular, el interrogatorio de los testigos presentes en la puerta del archivo, digo, en la Sala de Vistas; diferentes diligencias de investigación y la toma de fotografías para ulteriores investigaciones. A tal fin el Letrado de la Administración de Justicia que suscribe ha empleado su teléfono móvil ya que la última vez que se solicitó al Decanato la única cámara portátil disponible se constató que la batería tenía una autonomía de dos minutos exactos.


Fotografía número UNO. Se aprecia el derrumbe en la puerta del archivo (redigo, de la sala de vistas) y en el fondo de la imagen una segunda estructura de cajas de cartón (archivadores) de incierto destino por su inclinación. Si se observa con detalle uno de ellos corre riesgo de aplastamiento. NOTA a la diligencia. Los datos personales que aparecen en la carpeta azul del proceso XXX correspondiente al año XXX están protegidos por la Ley de Protección de datos.

Los testigos presentes en el lugar refieren que ninguno de ellos ha tocado la estructura de cartón que se encuentra a su espalda, ni siquiera cuando se han levantado de las sillas para abandonar el archivo (reredigo, la Sala de vistas) y que el derrumbe se ha producido cuando la última Abogada se disponía a salir.

La Auxilio Judicial refiere que no estaba presente en el derrumbe, pero por la posición en la que han quedado las cajas y los expedientes, el fenómeno es idéntico al que padeció la declarante unos días antes, cuando el derrumbe se produjo en la otra puerta de la estancia en cuestión, con la única salvedad que la estructura era más alta y que por segundos no le cayeron encima.

Se hace la salvedad por el Letrado de la Administración de Justicia que suscribe que ese segundo derrumbe– en el que estuvo presente- motivó dos soluciones de urgencia: repartir con el Juzgado vecino la Sala multiuso que separa los dos órganos y al que accede cualquier persona (fotografía número DOS) y aumentar la estructura en el exterior de la Sala de vistas, ocupando lo que proceda del pasillo de evacuación, que según los bomberos no debería tener obstáculo alguno (fotografía TRES).




Practicada la prueba que se describe, por la Magistrado Juez se acuerdan las siguientes diligencias: 

(i) librar oficio a Leroy Merlin y a la sección de bricolaje de el Corte Inglés para que certifiquen el valor de mercado de unas estanterías metálicas y si se fabrican con oro, plata o algún otro metal precioso que impide su adquisición (por coste) en el plazo de un año.

(ii) librar oficio al programa televisión Bricomanía, cuyo domicilio o razón social no obran, para que remitan a la mayor brevedad posible un manual sobre la construcción de estanterías con grapas o bolígrafos Bic, habida cuenta que en un año no ha sido posible adquirir estanterías metálicas. 

(iii) dejar pendiente de señalamiento la inspección ocular del pasillo de salida del Juzgado y del rellano en el que se encuentran los servicios al haberse tenido noticia de su ocupación (para archivo) por otros órganos judiciales. 

Sin nada más que reseñar termina la presente en el lugar y fecha indicados (y hasta que ocurra alguna desgracia).

2 comentarios:

  1. Genial el toque jurisarcastico para abordar un problemón que los juzgados padecemos. Y ojalá que quienes tienen que ocuparse del archivo tengan oídos y vista y te oigan y lean...fantástico ..merece una segunda entrega de las diligencias de inspección pendientes .

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias y quizá haya una segunda parte.

    ResponderEliminar

Gracias por participar. Si no lee una respuesta a la cuestión o pregunta que formula ruego me disculpe, tengo algún problema con la aplicación que estoy tratando de solucionar.