Ir al contenido principal

¿Cálculos erróneos de cuantía o extralimitación colegial en la fijación de honorarios?


No nos ocupa en este comentario la libertad de un Colegio profesional para fijar los honorarios que entienda oportunos, aunque creo que de hecho ya solo lo hacen los de Abogados, pero una norma orientativa no puede servir para discutir una tasación de costas a menos que respete la reglas que regulan dicha liquidación en el proceso civil y que comienzan con la que regula la cuantía del asunto. 

La insistencia del legislador civil del año 2000 en la regulación detallada de la fijación de la cuantía tuvo mucho que ver con las interminables discusiones sobre este particular que llegaban en no pocas ocasiones, al Tribunal Supremo. Por dicha razón hay ahora: (a) un control de oficio y una impugnación por razón de la cuantía (arts. 254 y 255 LEC), (b) un límite legal para el pago de las costas que se fija en atención a la cuantía del proceso (art.394.3 LEC), (c) un recurso de casación que se condiciona a la cuantía del proceso (art. 477 LEC) y (d) una tasación de costas sujeta a todo lo anterior (art. 243 LEC). 

Precisamente y por todo ello el reciente ATS, Sala 1ª, 15 de abril de 2015 (Roj: ATS 2741/2015), reiterando una doctrina que no tiene interrogantes advierte que:


2.- En cuanto a la cuantía, el incidente de impugnación de la tasación de costas no tiene por objeto fijar la cuantía del pleito, su misión es la de ser un cauce de liquidación de cantidades ilíquidas, en el que no pueden alterarse las bases de cálculo -la cuantía - que pertenecen a una fase del proceso definitivamente cerrada.

La conclusión que se extrae de este razonamiento es que tanto la impugnación del art. 246.1 LEC (honorarios excesivos del letrado) como su resolución en modo alguno podrán modificar un hecho inalterable (el repetido de la cuantía del proceso) y, menos aún sobre una norma orientativa que ninguna vinculación procesal tiene y sobre un informe (el del Colegio de Abogados) que discutiría la tasación careciendo de soporte legal para ello

Lo contrario implica que en un trámite de liquidación de cantidades ilíquidas se contradiga el decreto de admisión del proceso, la resolución que haya ventilado la impugnación de la cuantía, la propia sentencia y el límite legal del art. 394.3 LEC. 

Quizá el problema tenga origen en un arrastre histórico que merece un retoque normativo, porque la tasación de costas en el art. 242 LEC es supletoria de la reclamación extraprocesal, esto es, se deberían tasar, sino hubiera una previa satisfacción de la parte condenada al pago. Como todos sabemos la regla general ahora es la contraria: primero se tasan las costas y luego se ejecutan y, por ese camino se ha llegado al extremo de confundir lo que puede facturarse a un cliente de lo que está obligado a pagar el condenado en costas. Pero una cosa es esa y otra bien distinta someter la tasación de costas (en la que se incluyen los honorarios de los letrados) a normas que no pueden vincularla y que en cualquier caso contradicen el ordenamiento procesal.

Comentarios

  1. Hola! Muy bueno el artículo.

    Es cierto (yo creo que era de cajón) que en la impugnación de una tasación de costas no puede entrarse a discutir la cuantía del proceso, que viene fijada en un momento anterior, y que, en un principio, no se discutió.

    Pero, lo cierto es que sí que se puede entrar a valorar la cuantía sobre la que se está minutando, porque nos podemos encontrar en el caso de que, posteriormente a la fijación de la cuantía, se haya producido un allanamiento parcial.

    En estos casos, la realidad es que no tiene sentido minutar por la totalidad de la cuantía, ya que existe una parte que no ha llegado a discutirse, sino que solo deberá minutarse conforme a la cuantía que es objeto de controversia.

    Saludos! Muy bueno el blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario. Y es cierto habrá casos muy singulares en que se podría discutir la cuantía, pero ahora la regla general es la contraria.

      Eliminar

Publicar un comentario

Gracias por participar. Si no lee una respuesta a la cuestión o pregunta que formula ruego me disculpe, tengo algún problema con la aplicación que estoy tratando de solucionar.

Entradas populares de este blog

El embargo de las cuentas bancarias en las que se ingresa el sueldo o pensión.

Uno de los supuestos más frecuentes en la práctica es el embargo de cuentas corrientes en las que se ingresa únicamente al ejecutado el sueldo o la pensión de la Seguridad Social, planteándose el problema de si estamos embargando el sueldo o por el contrario de si se trata de un saldo cualquiera más del ejecutado, «y dado que no existe una previsión legal de resolución del problema —en este sentido el Auto de la AP de Zaragoza de fecha 6 de octubre de 2003— “la solución al mismo será la de atender a la finalidad teleológica que inspiran aquellos supuestos de excepción al embargo, es decir, la protección de la subsistencia del ejecutado o su familia”, y en este examen, adquiere relevancia el tiempo al que corresponda la mensualidad ingresada en relación a la orden de retención de los saldos, y en relación a las cuantías mínimas a las que se refiere el art. 607 LEC» (Auto AP Lérida, Sección 2.ª, de 2 de septiembre de 2004, ROJ: AAP L 407/2004). 
 Y añade: En consecuencia debe prevalecer e…

El recurso de revisión contra las resoluciones del Secretario Judicial.

Dice el artículo 454.bis 2. LEC que
 “El recurso de revisión deberá interponerse en el plazo de cinco días mediante escrito en el que deberá citarse la infracción en que la resolución hubiera incurrido. Cumplidos los anteriores requisitos, el Secretario judicial, mediante diligencia de ordenación, admitirá el recurso concediendo a las demás partes personadas un plazo común de cinco días para impugnarlo, si lo estiman conveniente. Si no se cumplieran los requisitos de admisibilidad del recurso, el Tribunal lo inadmitirá mediante providencia. Transcurrido el plazo para impugnación, hayanse presentado o no escritos, el Tribunal resolverá sin más trámites, mediante auto, en un plazo de cinco días. Contra las resoluciones sobre admisión o inadmisión no cabrá recurso alguno. Mandato que se completa con la exigencia delartículo 448.1 LEC y así, la resolución del Secretario Judicial deberá afectar desfavorablemente al recurrente. 
El artículo 454.bis 2 LEC no autoriza una corrección generalizada de…

El derecho de los ocupantes a permanecer en el inmueble.

Los arts. 661 y 675 LEC tratan de solventar el problema de la ocupación por terceras personas de los bienes inmuebles embargados o, hipotecados, quienes sin haber tenido noticia, ni intervención en el proceso de ejecución, deban hacer frente a la privación de la posesión, pese a ostentar un título que eventualmente pudiera subsistir después de la pérdida del dominio por el ejecutado. Ese conflicto entre los derechos del ejecutante y del ocupante fue resuelto por la doctrina tradicional en el sentido de que la ejecución purgaba no sólo el arrendamiento, sino cualquier situación posesoria, pero a raíz de diferentes pronunciamientos del Tribunal Constitucional con relación, en su mayor parte, al derogado procedimiento judicial sumario del art. 131 LH (por todas STC 6/1992 de 16 de enero, 21/1995 y 158/1997 de 2 de octubre), se llegó a la conclusión de que los órganos judiciales deberían examinar cada caso para apreciar, según las circunstancias, si la situación posesoria debía subsistir.…