Larry Bird y los Secretarios Judiciales


El Cuerpo de Secretarios Judiciales (lo que queda de él) está formado por unos tres mil individuos a los que nos importa bien poco -nada, diría- la reforma de la oficina judicial y la incautación del sueldo con la que nos van a motivar para sacar adelante los miles de procesos que bailan en las mesas de los Juzgados. Sí, es cierto, excepciones las hay – España es un país de excepciones encabezadas por Hernán Cortes- y, siempre te encuentras a algún compañero al que parece no importarle dejarse el amor propio y un par de broncas en el camino hacia ninguna parte. Quedan al margen, por si acaso lo aclaro, esa banda de anónimos que pululan por los foros escribiendo lo primero que se les viene a las huellas dactilares – España es un país de anónimos traidores y cobardes- y quienes no se mueven para salir bien enfocados a costa de lo que sea – sí, también España es un país lleno de enfocados inmóviles-.

Hoy tocaba el voto particular a la Sentencia del caso Mari Luz, y lo dejo para mejor ocasión, porque hoy escribo de LARRY BIRD, el número 33 de los BOSTON CELTICS. Los cuarentones recordarán la televisión única, TRECET y los siete memorables partidos de la final de 1984 contra LOS ANGELES LAKERS. Después del tercer partido, BIRD hace unas declaraciones a la prensa afirmando que habían jugado como una panda nenazas (en español la traducción literal sería “panda de maricones”) y que así no podía seguirse; de hecho no se siguió: el cuarto partido es probablemente uno de los mejores partidos en la historia del baloncesto, porque hubo de todo y no puede describirse con palabras. Los CELTICS se llevaron ese campeonato.

Y todo esto a que viene. Otro día se lo cuento.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Felicidades y gracias.

El recurso de revisión contra las resoluciones del Secretario Judicial.

La nueva jura de cuentas y su impugnación.